Miles de romeros celebran el ´Día de la Alegría´ en Monzón

Comparte:

EL TIEMPO HA RESPETADO UNA DE LAS TRADICIONES MÁS IMPORTANTES DE LA CIUDAD

Miles de romeros han cumplido este Lunes de Pascua con la tradicional romería a la Virgen de la Alegría, conocida como el Día de la Alegría, que arrancaba a las 8:00h con la apertura del camino del romero donde se han repartido 500 sombreros de paja personalizados, magdalenas y vino para coger fuerzas en el arranque del recorrido.

El tiempo ha respetado la jornada festiva en Monzón que  como es habitual ha cubierto la falda de la ermita de romeros  que han disfrutado del tradicional almuerzo de longaniza, roscón y vino y la actuación del Grupo Folclórico Aires Monegrinos. Una vez recuperadas las fuerzas, tocaba el turno de pasar por el camarín de la Virgen  y tocar la campana.

El obispo de la Diócesis Barbastro-Monzón, Ángel Pérez, ha oficiado la misa central de la mañana, a la  que acudían distintas autoridades encabezadas por el alcalde de Monzón, Isaac Claver, y el concejal de Festejos, Jairo Sánchez.

El alcalde ha destacado que “hoy es un día muy especial en el que vivimos nuestra devoción por la ermita y por nuestra Virgen de la Alegría. Un ambiente único con familiares y amigos manteniendo, más viva que nunca, una de nuestras tradiciones más antigua y bonita”.

Jairo Sánchez ha realizado un “balance muy positivo ya que el tiempo ha respetado esta mañana y se han podido desarrollar todas las actividades previstas. La cara de los romeros lo dice todo al verlos compartiendo esta jornada tan especial.” Ambos representantes públicos, han agradecido “un año más, el buen trabajo de Policía Local, Guardia Civil, Cruz Roja, Protección Civil y miembros de la Asociación de la Ermita que han colaborado para  que la fiesta fuera todo un éxito”.

Muchos romeros han realizado el trayecto andando, aunque también han acudido en los autobuses gratuitos puestos por el ayuntamiento o en coche hasta el parquin habilitado en el inicio del ascenso a la  ermita.

           El Lunes de Pascua, Día de la Alegría, se inicia el periodo de romerías a la Virgen de la Alegría cuyo origen, según  explica la Asociación Virgen de la Alegría, encargada de su mantenimiento y cuidado, “ se remonta al encuentro de la imagen por unos pastores que le dieron el nombre de La Alegría. La tradición habla de la profunda devoción de Jaime I a esta Virgen. De esta tradición, entre otros temas, tratan las vidrieras que adornan el santuario. En concreto, la de Jaime I.

             Preciosa también es la representación del Cantarero, famoso montisonense que destacó en la guerra de la independencia. También vale la pena apreciar la vidriera que narra la leyenda del carro despeñado, así como la vidriera del tesorero Bullón. Éste salvó la vida en una tormenta en el mar, gracias a la intercesión de la Virgen de la Alegría.”