La fisonomía del Casco Histórico de Monzón cambiará sustancialmente este 2017

Comparte:

Es la intención del equipo de Gobierno, habida cuenta las diversas actuaciones que se están llevando a cabo en el marco del ARRU y que van a suponer 75 actuaciones urbanísticas de distinto calado.

El concejal de Urbanismo, Gonzalo Palacín, explicaba a Radio Cinca que “en Monzón el ARRU va francamente bien porque fuimos ágiles; por ejemplo el edificio y viviendas de Casa Torrero deben estar acabadas antes de fin de año y hemos quitado recientemente la sujeción de la calle Miguel Servet. Era una actuación necesaria y es en lo que venimos trabajando en estos meses, que hay que recuperar el casco histórico para que particulares y la propia administración realice obras en ese ámbito; hemos vivido muy de espaldas al casco antiguo y hay que recuperarlo”.

En el caso del ARRU se pudieron presentar dos convocatorias, 43 solicitudes en la segunda, lo que hace un total de 75 actuaciones urbanísticas en viviendas (nuevas o rehabilitación) del casco antiguo. Palacín anunciaba que “somos conscientes que el ayuntamiento debe ser un poco quien tire de este carro para que los particulares también inviertan; en 15 días iniciamos las obras en la calle Mayor 15, con bajos y viviendas”. Hay que recordar también que existe el proyecto de la sala de estudio de 24 horas que estará en una edificación que se rehabilita en la plaza Mayor, así como la actuación prevista en los presupuestos para este 2017 de abrir el porche de Casa Sallán en la calle Santa Bárbara. A ello hay que sumar otras actuaciones que se están ejecutando en varias calles del casco antiguo como las realizadas en la calle Comas en el enlace entre las calles Arriba y Cubierta.