Ercros garantiza el empleo de su fábrica en Monzón

Comparte:

Este miércoles la firma presentaba sus planes de futuro y el plan estratégico 3D puesto en marcha por el grupo, que persigue su transformación en una empresa más solvente y sostenible. «Vamos a continuar y potenciar nuestras fábricas en Aragón», destacó el director general de negocios de la multinacional, Agustín Franco quien garantizó también el futuro del planta de Monzón, que está desarrollado proyectos de I+D en el campo de los bioplásticos que se prevé que desemboquen en nuevas inversiones industriales.

La fábrica de Ercros en Sabiñánigo emplea a 218 trabajadores y en 2020 facturó 93 millones de euros. Está centrada  en la producción de cloro, sosa cáustica y los derivados clorados hipoclorito sódico y ácido clorhídrico; tabletas  para el tratamiento del agua de piscinas; clorito y clorato sódicos; y agua oxigenada y amoníaco. El 58% de su  producción se destina a la exportación. A ella irá destinada la inversión anunciada hoy.

Ercros dispone de otra fábrica en Monzón, que emplea a 30 trabajadores y que en 2020 facturó 15 millones de euros. Esta planta se dedica a la fabricación de compuestos de PVC y de bioplásticos bajo la marca ErcrosBio, y al desarrollo de una nueva familia de productos de PVC a partir de material reciclado. En los últimos cinco años, Ercros ha invertido en este centro 2,5 millones de euros, más de la mitad de los cuales los ha destinado  a la adquisición de equipos estratégicos para las actuales líneas de investigación.