Cambiar Monzón vota en contra del recorte en el presupuesto de la Riosol para 2023

Comparte:

APROBADO EL PRESUPUESTO DE LA RESIDENCIA RIOSOL CON LOS VOTOS FAVORABLES DEL PP (3) y PAR (2) Y LOS VOTOS EN CONTRA DEL PSOE (2) Y CAMBIAR MONZON (1).

Este miércoles 21 de diciembre estaba convocada la Junta de Patronato de la Residencia Municipal Riosol para la aprobación de los presupuestos del 2023 y la propuesta de presidencia de declarar desierto el procedimiento de licitación del Contrato de Obra para sala de Ocio y Actividades en la Planta Primera de la Residencia.

Desde Cambiar Monzón se critica que “en el presupuesto del 2022 aprobado el 22 de marzo de este año la aportación municipal fue de 400.000 euros a los que SOLO SEIS MESES DESPUÉS en el Pleno extraordinario del 29 de septiembre de este mismo año hubo que realizar una modificación presupuestaria con una aportación extraordinaria para este ejercicio 2022 de 250.000 euros más. A la vista de la liquidación avanzada de este año, previsiblemente se necesitarán aproximadamente otros 50.000 euros para cubrir todos los gastos. De esta manera la inversión total del Ayuntamiento realizada durante el ejercicio 2022 ascendió a 700.000 euros con los cuales se cubre las necesidades de nuestra Residencia y justifica nuestro voto en contra de los presupuestos del año pasado por considerarlo a todas luces como insuficiente los 400.000 aprobados por el Equipo de Gobierno, el tiempo da y quita razones”.

Cambiar Monzón exigió en la Junta del Patronato una aportación municipal que incremente un 25% la del ejercicio pasado es decir 500.000 EUROS, que unidos a los 200.000 euros que este año aporta la Diputación Provincial de Huesca completan los 700.000 euros necesarios para cubrir con dignidad las necesidades de la Residencia.

Desde Cambiar Monzón apuestan “por una RESIDENCIA PUBLICA DE CALIDAD suficientemente financiada para dar servicio a nuestros mayores, nunca lo hemos considerado como un gasto sino como una inversión. Para nosotras y nosotros la prioridad es la calidad de los servicios públicos, en este caso la Residencia Municipal, no vamos a reblar en dotar de la financiación adecuada, ni de cubrir las necesidades de nuestros mayores, que son las de todos. Un Ayuntamiento debe primar la calidad de vida de sus mayores cumpliendo con su deber social y con el deseo de sus ciudadanas y ciudadanos”.