b_400_300_16777215_00_images_Riosol-delante.jpg

La residencia de ancianos Riosol de Monzón ha extremado desde hace unos días sus medidas higiénicas y ahora ha restringido también las entradas y salidas para evitar posibles contagios del coronavirus.

En el caso de la residencia municipal de Monzón, en base a una serie de recomendaciones del Gobierno de Aragón, se ha decidido que solo pueda entrar un familiar por residente y se ha cerrado la puerta de la calle San Francisco para controlar mejor el tránsito de visitantes por la entrada de la Avenida San Juan Bosco, ha informado la directora del centro Valentina Vilarrubí. 

 

En la residencia montisonense han tomado, asimismo,  nota del protocolo de actuación que ha lanzado el Ministerio de Sanidad tras haberse registrado brotes de Covid-19 en residencias de mayores, tal y como ha sucedido en Zaragoza, donde se han detectado seis infectados en uno de estos espacios.

 

Otras de las medidas que recomienda el SALUD, y que ya se están llevando a cabo, son el uso de dispensadores de solución hidroalcohólica, pañuelos desechables, contenedores de residuos y el uso de guantes.