b_400_300_16777215_00_images_A-130-desprendimientos.jpg

El Grupo Parlamentario de Ciudadanos ha conseguido el apoyo de las Cortes de Aragón para que se arregle y acondicione la A-130, ante “la inseguridad en determinados accesos a la carretera”.

Así lo ha dicho el portavoz de Ciudadanos en Vertebración del territorio, Movilidad y Vivienda, Carlos Ortas, durante el debate y votación de la Proposición no de Ley presentada por la formación liberal.

El parlamentario de Cs ha puesto en valor a los habitantes de la zona transmitiendo al resto de formaciones políticas algunos de los testimonios de afectados, los cuales, resaltan la “importante” función que cumple la carretera A-130, como ser acceso diario a dos pedanías de Monzón como Conchel y Selgua, “con un tráfico diario de más de 2.600 vehículos”, además de ser un eje vertebrador de una de las márgenes del Cinca, con Estiche de Cinca, Santa Lecina, Alcolea de Cinca y Ontiñena, “esta zona con más de 1.000 vehículos diarios”, ha matizado.

Asimismo, ha subrayado que dicha carretera, salvo algunos tramos, es estrecha y con mal firme, por lo que “la incorporación de las pedanías de Monzón es muy insegura”, al mismo tiempo que ha recordado que su arreglo y adecuación se trata de una reclamación histórica de la zona debido a “la peligrosidad de los accesos y el estado del firme”.

Para Ortas, “es importante visibilizar las reivindicaciones del territorio y que estás se hagan realidad, hasta que llegue el esperado plan extraordinario de carreteras”. “Mientras tanto, pongamos soluciones. Hagamos que los vecinos de la zona, que solo piden vivir en su pueblo, puedan hacerlo dignamente y con seguridad”, ha finalizado.