Para José Luis Ortega, presidente de CHA-Cinca Medio, "desde Madrid no deberían de olvidar que el ferrocarril convencional es el que vertebra el territorio, y la estación de Monzón debe ser referente para todas las comarcas del Alto Aragón oriental". 

CHA Cinca Medio se suma a la preocupación por la pérdida de servicios de la estación de tren de Monzón, que en ocasiones se encuentra sin personal que atienda a los viajeros.

Por mucha sensibilidad que se tenga desde el Departamento de Vertebración del Territorio y Movilidad del Gobierno de Aragón hacia el tren convencional, "la sartén por el mango" la tiene el ADIF y Renfe, es decir, el Gobierno de España, y ya conocemos que su apuesta prioritaria ha sido y es por la alta velocidad (AVE). Pese a lo cual desde el Gobierno de Aragón se está exigiendo a ADIF que resuelva estas necesidades y se está en conversaciones.

Argumentan desde CHA que por desgracia en los últimos años, primero con el PSOE y luego con el PP, en la zona oriental del Alto Aragón, con la implantación de la línea de alta velocidad (AVE) se han ido reduciendo las conexiones por tren convencional, que permitían conectar la ciudad de Monzón y la zona oriental del Alto Aragón tanto con Madrid como con Barcelona, entre otras, quedando reducidas las comunicaciones entre los principales ciudades de la zona oriental de la provincia de Huesca con Zaragoza o Lérida.

Para José Luis Ortega, presidente de CHA-Cinca Medio, "nadie debería olvidar que el ferrocarril convencional es el que vertebra el territorio, y nuestra estación debe ser referente para todas las comarcas del Alto Aragón oriental, por ello deseamos fervientemente que el futuro Gobierno de España tenga más sensibilidad con el ferrocarril que necesita Aragón".