b_400_300_16777215_00_images_CaritasNavidad15.jpg

Desde Cáritas se presentaba la campaña de Navidad, cartel cuyo autor es Toño Isla, y en la que animan a “dejar huella, practicando la justicia social” y por ello incidirán en que “justicia es dar, es compartir” como señalaba su presidente José Luis Escutia.

Escutia aprovechó para repasar la actual situación de Cáritas en la zona y cómo ha transcurrido el año 2015 y apuntaba que la entidad está teniendo que destinar cada vez más recursos a atender la pobreza energética (alquileres, hipotecas, y gastos de luz y calefacción) ya que las campañas de alimentos funcionan bien, pero la pobreza y el riesgo de exclusión tiene otros focos, y por ello solicitaba un esfuerzo de la sociedad para poder hacer frente a esas demandas que atienden. El presidente de Cáritas fue tajante en su mensaje respecto a rumores y comentarios que apuntan a que las ayudas “solo benefician a los extranjeros y se deniegan a españoles, o que algunas personas tiran alimentos  los contenedores. Son campañas falsas, somos muy cuidadosos con la forma de repartir los recursos, no se regala nada y es triste que se eche por tierra el trabajo de mucha gente”. Escutia aprovechó también para agradecer el trabajo de colaboradores, voluntarios y patrocinadores de las campañas que se llevan a cabo y recordó a la sociedad que “estos días estaremos más sensibles seguramente por las fechas navideñas pero tenemos necesidades todo el año”.

Por su parte el Obispo de la Diócesis, D. Ángel Pérez Pueyo felicitó el trabajo de Cáritas que calificó de “encomiable y ejemplar, porque Cáritas genera dignidad en las personas, dibujan sonrisas, son como la madre de los desheredados” y animó a que las parroquias de la Diócesis Barbastro-Monzón muestre generosidad con esas personas que lo necesitan.