b_400_300_16777215_00_images_CRUZ_ROJA_FIESTAS.jpg

Como todos los años, los voluntarios de Cruz Roja, en este caso 26, van a estar desde ayer a las 10 de la mañana y hasta el final de los actos festivos, al pie del cañón, trabajando para tranquilidad de todos los vecinos y visitantes.

Como siempre han habilitado un punto de Cruz Roja por si alguien requiere de su atención.

Durante la jornada de ayer, que era la primera de estos San Mateos, la traquilidad, nos cuentan, ha sido la nota dominante.

En total se han contabilizado cinco atenciones, todas ellas de carácter leve, a pesar de que una de estas personas ha tenido que ser trasladada al centro de Salud de Monzón para ser evaluada por personas facultativo.

Esta mañana, Cruz Roja ha estado presente en la procesión de San Mateo, y a partir de las 18 h de la tarde y hasta que finalicen los bailes de madrugada, los podremos encontrar en todos los actos que hay organizados para este día festivo en Monzón.